Sigueme en tu correo electronico

lunes, 26 de febrero de 2007

EL AYUNTAMIENTO DE CAMPECHE DE MAL EN PEOR

Doña Gloria es una mujer, que todos los días lucha para sacar adelante a sus cuatro hijos; su esposo se fue a otro estado y la dejó con todas las responsabilidades, ella es padre y madre; para mantener a su familia trabaja en una maquiladora ganando menos de 500 pesos semanales por más de 10 horas de trabajo.

Luego de casi tres años de labores, recibió la noticia que ya casi tiene los puntos mínimos que el Infonavit requiere para otorgar un crédito de vivienda, y para su suerte la casa donde renta la han puesto a la venta, después de platicar con el dueño de la vivienda le fue otorgado un plazo de tres meses para comprar la casa o desocuparla, por lo que presurosa se informó ante el Infonavit de los trámites que se requieren para un crédito, le fueron entregados los requisitos que tiene que llenar, entre ellos una constancia de alineamiento y número oficial, este documento lo expide el ayuntamiento de Campeche en la Dirección de Desarrollo Urbano, por lo que hizo la solicitud (este tramite le costo $115.00) y le fue enviado un inspector, quien no se presentó el día acordado, sino dos días después, después de medir le dijo que si no llegaban a “un arreglo” tendría problemas ya que el predio que pretende comprar esta fuera de los límites establecidos, ante la falta de dinero para llegar a un “arreglo” con el inspector, se presentó ante directora de Desarrollo Urbano, y le expuso su caso: deseaba que midieran nuevamente, porque no estaba de acuerdo con lo reportado por el inspector, para empezar, los vecinos de a lado en esa misma calle también tienen sus bardas y rejas al mismo nivel, que el predio que habita, además le hizo la aclaración a la arquitecta Aida Armine Casanova Rosado que ella no había construido nada, ni el actual propietario de la casa y lo más importante que no tenía recursos para derribar la barda y volver a construirla, la arquitecta accedió a mandar a otro inspector, que se presentó y tomó fotografías, sin embargo paso viernes de corso, lunes y martes de carnaval, y miércoles de ceniza y no pudo volver a entrevistarse con la arquitecta Casanova Rosado; pero el jefe de inspectores Pedro Sulu le entregó un oficio firmado por la arquitecta Aida Armine con fecha 30 de enero donde se le notifica que la única manera que le extiendan la constancia es que derribe su muro y respete lo que marca el reglamento del Ayuntamiento.

Doña Gloria, le preguntó al jefe de inspectores, que si estaban conscientes que no tenia dinero para hacer eso, que le estaban causando un grave daño al retrasar su trámite ante el Infonavit ya que le queda poco menos de dos meses para comprar la casa o desocuparla, y el empleado le contesto que ellos solamente aplican el reglamento.

Ante eso le cuestionó que va a pasar con los vecinos que también están invadiendo “el área verde” que tanto protegen los diligentes inspectores y se limitó a contestarle que no pueden hacer nada porque no lo contempla el reglamento y que si ella pone una queja en el buzón de atención ciudadana posiblemente le manden un citatorio a los dueños de esos predios para que les notifiquen su situación, pero que no los pueden obligar a derribar sus muros y rejas; es decir, solamente a ella le pueden aplicar el reglamento, a pesar del compromiso que se hace de retirar el muro (eso le costaría poco más de 10 mil pesos) en la medida de sus posibilidades, pero pide que le den la constancia para continuar con sus trámites ante el Infonavit.

Este es un caso real, esta documentado en el expediente numero 300 de la Dirección de Desarrollo Urbana del Ayuntamiento de Campeche, los nombres de los empleados del ayuntamiento son: Narciso Cob (inspector), Jefe de inspectores (Pedro Sulu), Arquitecta Aida Armine Casanova Rosado (Directora), el tramite se inicio el 15 de enero, el oficio de respuesta tiene fecha de 30 de enero, la segunda inspección se realizo el 12 de febrero. El predio en cuestión está ubicado en la Av. Chicanná Mzna 14 Lote 7 de Plan Chac y el muro que supuestamente invade un metro de la banqueta tiene varias medidas que van de los 15 a los 95 cm ya que es un adorno irregular y un portón que da acceso al predio, en ese predio vive doña gloria y sus cuatro hijos todos menores de edad, que van a la escuela todos los días mientras su madre deja los pulmones frente a una maquina de coser en una maquiladora, donde además cada quincena vive la incertidumbre de quedarse sin empleo y sin puntos del Infonavit. Doña Gloria votó por Oznerol.

De esta manera se están manejando las cosas en el Ayuntamiento de Campeche, donde por más que le busque uno no ve el trabajo, lo que se encuentra todos los días son baches en todas las calles, fugas de agua, topes por todos lados muchos de ellos excediendo la altura reglamentaria, o construidos por los mismos vecinos, montones de basura en las esquinas, pero el alcalde Oznerol Pacheco piensa que con sus discursos de oratoria se van a resolver los problemas de Campeche, piensa que aplicando sus reglamentos sin sentido humanitario va a resolver los problemas de la ciudad, en este caso por que se trata de una persona “X” de escasos recursos, pero si se tratara de el predio de un funcionario, un amigo, un compadre o un director de periódico, seguro no habría ningún problema, porque así se manejan las cosas en el gobierno, cuando se quiere ayudar TODO se puede. Como prueba tenemos todos los arreglos que se están haciendo al paradero y acceso a la nueva tienda en la avenida central, con recursos, personal y maquinaria del ayuntamiento, se gastan miles y posiblemente millones de pesos para beneficiar a una empresa.

Nosotros los que pagamos nuestra agua, predial, y todos los impuestos que requiere un trámite ante el Ayuntamiento preguntamos ¿donde está el trabajo de Máximo Segovia en la Dirección de Servicios Públicos?, ¿porqué las calles en tan mal estado?, ¿porqué tanta fuga de agua?, ¿porqué se gastaron 12 millones de pesos en un carnaval tan mal organizado y deslucido?.

Exigimos como ciudadanos que se le de una solución alterna al problema de doña Gloria y que en lugar de andar perjudicando a la gente jodida, se pongan a trabajar, no es posible que los directores lleguen a las 11 de la mañana a sus oficinas, y que no reciban a nadie hasta la 1 o dos de la tarde, no es posible que los empleados del Ayuntamiento exijan “mordidas” para arreglar los tramites, no es posible que se escuden diciendo que el que le exige es el Infonavit, cuando esa institución no tiene ninguna injerencia en los reglamentos municipales.

Pedimos atención y respeto para la gente que menos tiene y que se pongan las pilas, si quieren volver a ganar una elección.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

desgraciadamente parece que la impunidad nunca se va ha terminar exsorto alguna autoridad honesta que tome cartas en el asunto y ayude ha esta mujer,deberia darles verguenza estan para ayudar ala ciudadania no para joderla.

chezzare dijo...

Estoy totalmente de acuerdo anonimo, desafortunadamente doña gloria tuvo que endeudarse y pagar casi 12 mil pesos para tirar su barda y dejar libre el espacio que exigia el ayuntamiento, para poder comprar la casa, ante la desesperación de quedarse sin un techo donde vivir con sus hijos.

Gracias por el comentario

HECTOR GORDOA dijo...

Quisiera contactar a la Sra. Gloria para apoyarla... soy periodista y solicito ayuda para realizar un reportaje en torno a este caso.
Muchas gracias...
Mi correo es hgordoa@hotmail.com

chezzare dijo...

Estimado HECTOR GORDOA, este caso fue del año 2007, la administracion municipal que tuvo conocimiento ya concluyó y Doña Gloria aun no a podido liquidar las deudas contraidas por ese asunto, afortunadamente si logro comprar la casa en cuestion y hasta la fecha la barda que se tiro sigue sin construirse. Graias